Memorias de mi sobredesarrollo

De Daniel Borzutzky.
(Tomado del Boston Review)

Hubo un tiempo en que vestía de traje y corbata para ir recoger a mi madre en el aeropuerto

Esperábamos cerca de la pista y despedíamos con la mano a los aviones mientras despegaban hacia el cielo

Vivíamos en los trópicos, pero vestíamos sombreros de piel y trajes de lana y en el autobús las mujeres lucían glamorosas mientras envolvían sus cabezas con bufandas como Jackie Kennedy

Deja te muestro todo lo que hay en mi cuarto: aquí hay una jaula con dos aves cantando, aquí hay un tocador, una cama con mis varias camisas blancas y abrigos oscuros extendidos a lo largo

Miro por la ventana y hacia el mar y escribo una nota suicida en mi máquina de escribir

Necesito más tiempo para escribir una nota suicida más breve

En cambio, escribo todo, culpo a todos desde mi madre a mi esposa a mi entrenador de fútbol de sexto que me sacó del equipo al Sr. Valtzer mi maestro de séptimo que me levantó de la corbata y me empujó contra la pared al Sr. Baylin el maestro de inglés que solía meter sus manos en mis pantalones para estirar mi camisa y sus dedos permanecieran demasiado tiempo en mi trasero a Robin a quien golpeé accidentalmente en noveno grado y que sufrió una contusión y que no pudo hablar durante seis semanas al terapeuta que me dijo que tenía miedo de toda emoción en el universo a la chica que me rompió el corazón en la universidad porque era demasiado estúpido para entender que no debía llamarla al día siguiente que me besó o al día siguiente o al día siguiente y al médico que casi operó mi pene para cumplir su cuota mensual de operaciones, etc …

Descanso de mi nota suicida y bebo café y fumo un cigarro y como insípido pan duro con mantequilla en mi camiseta

Salgo al balcón y veo a través de mis binoculares y la ciudad parece la mismísima cosa cada día

Es una ciudad de cartón y todos dentro de ella quieren flotar a través del océano hasta que aterricen en la planta de aguas residuales de otra nación, algún otro sueño dentro de otro cuerpo que no haya cambiado junto conmigo

La bodega se mantuvo igual y el horizonte se mantuvo igual y el mar se mantuvo igual y mi relación con el vacío se mantuvo siempre e imposiblemente igual mientras me seguía moviendo de un mundo a otro

¿Quién era la bestia que saqué de la jaula?

¿Quién era la bestia que arrojé sobre el balcón y a la banqueta mientras bostezaba y pensaba en todos los desastres que ocurren dentro de mi cuerpo?

Hay una herida moviéndose dentro de mi cuerpo, una herida original, moviéndose lentamente, como a través de una lupa (dígame más de esto, doctor)

Oh me gusta verte luchar: entre decadencia y virilidad, entre virilidad y feminidad, entre masculinidad y clarividencia, entre impiedad y transparencia

No sé cómo medir esto:

Se me han terminado todos los shampoos imperialistas; solo pago $6 por mi shampoo cuando solía pagar $60 por mi shampoo. Me veo vulgar últimamente. Uso el labial de mi esposa mientras me pongo mi camisa blanca y corbata y peino mi cabello al estilo de cualquier otro hombre en cualquier otra ciudad en cualquier otra oficina en cualquier otro rincón de este estúpido mundo

La belleza natural, escribo en el espejo con tu labial, no es casi tan deseable como la belleza artificial

Me pongo tus medias, amor, me pongo tus bragas, me pongo tu labial mientras me pongo mi camisa blanca y corbata gris y me dispongo a destruirme una vez más en esta ciudad que es como una escalera que sube por mi cuerpo, una escalera que comienza en los dedos de mis pies y se desliza por mi pierna y por mi ingle por mis intestinos y por mi cuello y la vomito en la jaula donde me encierras cuando necesitas usarme para los servicios reemplazables que proporciono

Oh se siente tan bien pegar estas medias sobre mi cara

¿Es la palabra correcta, medias?

No me sé las palabras correctas para las cosas que te pones en tu cuerpo

Deslizo tus medias sobre mi cara y me miro fijamente en el espejo, mi nariz contorsionada y soy como el Golem de Praga solo que vivo en los trópicos que están en medio de una derruida ciudad del medio oeste donde me enterrarán bajo una montaña de hielo

No tengo nada que hacer más que mirar los ojos de las personas que no me aman

No tengo nada que hacer quiero sofocarme de la manera más indolora posible

Desde que quemaron las tiendas departamentales, Chicago parece un pequeño pueblo atrofiado en una provincia

El amor y la soledad te llenan de diferentes tipos de ilusiones

La soledad te llena con el deseo de que la gente te diga cómo deberías vivir tu vida

El amor, por otra parte, te llena con el deseo de que todos te vean viviendo tu vida

Fuimos a la tienda a comprar café y había tantos tipos de café y quería golpear al tipo que insistía en escuchar la historia de cada tipo de café, dónde fue tostado, cómo fue tostado, era tostado local o era tostado en Italia, con qué sabores fue infusionado, tantas preguntas estúpidas sobre el café que era casi imposible creer que solo unos días antes había estado en una ciudad donde no había café.

Se habían quedado sin café

Nadie sabía cuándo tendrían más café

18,000 niños mueren cada día de hambre y desnutrición y 850 millones de personas se van a la cama todas las noches con el estómago vacío

(¿cómo te hace sentir eso, compadre?)

Aquí comemos carne chapoteamos en baldes de leche sorbemos intestinos salivamos por carne cruda encerrada en el tubo de una salchicha

A veces nos reímos cuando los vemos morir de hambre en sus jaulas y a veces les traemos pedacitos de salami y a veces les traemos las galletas espantosas de las que querías que tuviera una bolsa entera el primer día que visité tu ciudad

Las unté con mermelada para olvidar que esta era tu vida: una bolsa de galletas insípidas por las que estabas emocionada

No te alcanzaba para la mermelada

Tuviste un niño muriendo de hambre en tus brazos

Su barbilla se hundió en su pecho y le rogó a tu cuerpo que lo despertara de su carne para que pudiera moverse más rápidamente de la muerte a la vida

Pero al menos mis manos están limpias

Les unté desinfectante de manos

El desinfectante de manos estaba en un contenedor enorme en la sala de espera de la oficina de mi terapeuta

Mi terapeuta me aseguró que no era mi responsabilidad que mis vecinos estén sufriendo

Me aseguró que no es mi reponsabilidad responder cuando X quiere saber dónde estoy con quién estoy qué estoy haciendo a quién se lo estoy haciendo qué lleva puesto qué está pensando a quién está tocando qué está leyendo qué está oliendo pero por supuesto que es toda mi pinche culpa

Estar vivo es una misión espiritual en la que debes ir del nacimiento a la muerte sin suicidarte

No es mi culpa que estés enferma y que estés muriendo porque también estoy enfermo y también estoy muriendo

Es sólo que mi muerte es prevenible y la tuya inevitable

Y a diferencia tuya mi ignorancia me salva de quedar implicado en el sistema en el que estoy involucrado

Podría listar todas las formas en las que podría morir pero sería más útil usar ese tiempo diciéndote que no es mi culpa que tu vida sea tan pinches miserable

Por otro lado, es absoluta culpa mía que mi vida sea tan pinches miserable

Me toco cada noche para asegurarme de que mis órganos todavía funcionan

Y no hay nadie aquí que haga sentir mi vida menos mediocre de lo que ya es

Quiero hablar, hoy, al respecto de mi sobredesarrollo

Pero en cambio le pago a alguien para que limpie el polvo de mis estantes y mesas

Cada cuerpo que miro se ve absolutamente igual a mí

Esto es lo que es ser un animal indefenso

Tú mueres porque te faltó instalar el equipo necesario en tu cuerpo

Mueres porque eres un contrarevolucionario atrapado en el cuerpo de un ángel

Vives porque es muy difícil no sobrevivir la tortura y el interrogatorio

Primero tus pies comienzan a vivir, luego tus piernas comienzan a vivir, luego tus manos y brazos y boca e ingle y todo el apestoso cuerpo decide que se rehúsa a morir

El viento en tu cara está brutalmente ausente

Ya no puedes recuperar tu cuerpo

Lo has sacrificado a los gorjeos, los murmullos, las montañas de espuma y tierra que atormentan cada palabra que haya escrito

Eres el dios del hambre en una jaula que crece conforme te haces más pequeño

La muerte es un mecánico en Jiffy Lube, Juanita

La muerte es una empleada de ventas en Targen, pequeña Sally

Hay un floridense muerto en tu cabello, Juanita

Hay un nebrasqueño muerto en tu cabello a la Revlon, pequeña Sally

Tu cabello a la Revlon, Juanita

Te peluca decimonónica, pequeña Sally

Hay 400 cuerpos mutilados que destruyen mi sueño, Juanita

Es hora de ir a dormir, pequeña Sally

Es hora de tu Clonazepam, Juanita

Es hora, pequeña Sally, de tomar la leche tibia y púrpura que venden en Target, Juanita

Nos la tomamos con nuestro Xanax, Juanita

Nos la tomamos con nuestra absenta, Juanita

Nos la tomamos con nuestro Wellbutrin, Juanita

Tomamos y tomamos, Juanita

Nos la tomamos con nuestro Trazadone y Seroquel, Juanita

La empleada de ventas de Target se orina en todos nuestros cuerpos morados

Cava un hoyo en el pasillo donde venden los blancos, Juanita

Toma un cinturón de la sección de hombres y lo amarra alrededor de mi cuello

Mi espuma está en todo en toda la tienda, Juanita

Esta es mi fantasía capitalista, Juanita

Enriquece mi cuerpo con uranio, Juanita

Enriquece mi cuerpo con leche púrpura, pequeña Sally

La muerte es una empleada de ventas de Target, Juanita

Nos devora en el fruto de la vid

Nos entierra a tiempo

Ranas vuelan de su boca, Juanita

No terminará, Juanita

Este poema no terminará nunca, Juanita

Tu piel cubierta de psoriasis, Juanita

Los gusanos en tu fea boca, pequeña Sally

La boca en tu fea boca, Juanita

La boca en la boca de tu boca, pequeña Sally

La boca en la boca en la boca en la boca en la boca en la boca en la boca en la boca en la boca en la boca de tu podrida, cadavérica boca, Juanita

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s